15 nov Expansiones Después del Classic Esto fue lo que comentaron en la Blizzcon: "P: ¿Tendrá WoW: Classic el mismo parche siempre o tendrá sus propias expansiones? En este momento estamos intentando restaurar la versión de 2006. Una vez que el juego esté disponible el próximo verano, escucharemos a los jugadores y haremos lo correcto para el juego, pero tendremos que ver." Veo que dejan la puerta abierta pero me preocupa lo de escuchar a los jugadores. Las directrices de los veteranos ya han estado claras y se les ha comunicado por activa o por pasiva. No se si dentro de 3 años tendré otra perspectiva pero ahora mismo no quiero sorpresas en verano.Nümayos35 15 nov
Years ago, in the ruined temple of Atal'Hakkar, loyal priests of the Blood God Hakkar the Soulflayer attempted to summon the wrathful deity's avatar into the world. But his followers, the Atal'ai priesthood, discovered that the Soulflayer could only be summoned within the Gurubashi tribe's ancient capital, Zul'Gurub. Newly reborn in this jungle fortress, Hakkar took control of the Gurubashi tribe and mortal champions of the trolls' mighty animal gods. The Soulflayer's dark influence was halted when the Zandalari tribe recruited heroes and invaded Zul'Gurub.

Tras los eventos narrados en Wrath of the Lich King, Arthas ha muerto, y la guerra en Rasganorte parece haber terminado, ya que la Plaga está controlada por Bolvar Fordragon, convertido en el nuevo Rey Exánime, el carcelero de los malditos. Pero entonces, misteriosos terremotos comienzan a sacudir toda la faz de Azeroth, y poco después, comienzan una serie de ataques elementales contra las capitales de la Alianza y la Horda. Estos ataques son el preludio del resurgimiento del Dragón Aspecto corrupto Alamuerte, que las destruirá, extendiendo su dañino poder por los dos continentes. Cinco años después, en los que se suceden los eventos narrados en la novela World of Warcraft: The Shattering, Ventormenta y Orgrimmar están en proceso de reconstrucción, y la faz del mundo en Azeroth ha cambiado por completo tras los ataques de Alamuerte, que han reducido a cenizas algunas zonas y han provocado violentos maremotos y terremotos que han partido literalmente la tierra en trozos, inundando algunas zonas y haciendo resurgir otras. Alamuerte ha vuelto con un solo objetivo, el de destruir Azeroth, y no se detendrá hasta conseguirlo.

×