↑ «The Activision/Blizzard Merger:Five Key Points». Industry News. gamasutra.com. 3 de diciembre de 2007. Consultado el 24 de febrero de 2009. «One of the intriguing things about the old Vivendi structure was that, even when Martin Tremblay joined to run Vivendi's publishing, it was specified: "World Of Warcraft creator Blizzard Entertainment has been designated a stand-alone division reporting to VU Games' CEO, and is not part of Tremblay's product development mandate.»
El sistema de personajes fue bien recibido, con críticos señalando a cada clase como viable e interesante, con características únicas,17​ así como que cada raza tenía un toque de distinción y de aspecto.15​ El desarrollo de los personajes también fue destacado, así como el sistema de talentos, su gran diversidad de opciones32​ y el sistema de profesiones.15​ La personalización física de los personajes fue considerada una de las cosas menos interesantes del juego,42​ aunque el nivel de detalle de los modelos fue elogiado.35​

World of Warcraft runs natively on both Macintosh and Windows platforms. Boxed copies of the game use a hybrid CD to install the game, eliminating the need for separate Mac and Windows retail products. The game allows all users to play together, regardless of their operating system. Although there is no official version for any other platform, support for World of Warcraft is present in Windows API implementations Wine and CrossOver allowing the game to be played under Linux and FreeBSD.[47] In addition, the Windows client allows for direct OpenGL rendering in Wine, making performance on Unix-like platforms comparable to the native performance seen on Windows.[48] While a native Linux client is neither released nor announced by Blizzard, in January 2011 IT journalist Michael Larabel indicated in a Phoronix article that an internal Linux client might exist but is not released due to the non-standardization of the Linux distro ecosystem.[49]
26 oct Classic, I miss you Viendo que las experiencias gustan a los lectores y la cantidad de críticas que hay respecto a volver al pasado y avisos por parte de otros usuarios de que no sabemos donde nos metemos, voy a redactar un texto que seguro emocionará a alguno de vosotros. Se trata de mis vivencias en Classic original, lo que me aportó a mi vida como jugador y lo que el juego anteriormente transmitía y ahora no. Antes de nada debo decir que probé la beta, no mucho tiempo, pero a los pocos meses de lanzarse el videojuego entré en Azeroth como un héroe más; primero alianza y después horda. Para mí, que venía de FFXI (mi mmorpg favorito, llevo hasta tatuado en el brazo mi personaje), se abrió un mundo de posibilidades en lo jugable que hasta ahora no había experimentado. Cierto es que Blizzard no ofrecía una experiencia diferente a lo que otorgaban otros mmorpg pero fue su sencillez de manejo, su mundo, el lore y la comunidad lo que hizo que me enamorara de él. Comienzo. Corrían las navidades de 2005 y vi en el quiosco una Micromanía que llevaba de regalo un CD con una prueba gratuita de catorce días a World of Warcraft. Hasta ese momento nunca me había planteado la opción de jugarlo puesto que estaba a saco con FFXI (y otros más que no recuerdo, todos mmorpg) y no tenía mucho tiempo para todo. No obstante eso no significaba que no tuviera noticias del videojuego pues estaba al día de lo que allí sucedía, de las impresiones de los jugadores, del famoso "a llorar a WoW-Esp" y un montón de cosas más. Decidí comprar la revista pues valía apenas cuatro euros si mal no recuerdo y como mucho perdía eso. Tras instalar el juego de Blizzard me hice un elfo de la noche rogue (si mal no recuerdo) y la primera toma de contacto con Teldrassil fue impresionante. FFXI tenía entornos realmente grandes, quizás más que cualquier zona del WoW de antaño (o similares) pero ver esa explanada llena de árboles enormes, poder subirlos y navegar por cualquier dirección de ese escenario era alucinante. La atmósfera, mágica y atractiva, se envolvía con una sonata melódica y casi susurrante que te hacía sentir en un lugar de ensueño. Los comienzos fueron duros, apenas sabía manejar el personaje o conocer mi próximo objetivo pero ahí estaba la comunidad para enseñarme o contarme trucos. Tras esa primera toma de contacto mi próximo destino fue Dolanaar -como todos sabéis- y por el camino alucinaba viendo el entorno, realizando capturas de pantalla a cada paso y haciendo mis propios selfies a mano. Aquello era impresionante, todo un mundo vivo, enorme y mágico a mi disposición, con sus enemigos bien balanceados y oponiendo resistencia a mis golpes. Aquello iba a ser una aventura de ensueño. En Dolanaar aluciné pepinillos cuando vi a los guardianes árboles (me permitís si no se llaman así, ahora no lo recuerdo) patrullar cerca de mí. Sus pisadas hacían temblar mi pantalla a la par que mis altavoces y eran simplemente enormes, imponían un montón. El poblado estaba lleno de jugadores nóveles (servidor Spinebreaker) y daba gusto pulular por allí. Hacía grupos con un montón de gente y aprendí bastante. Recuerdo algunas misiones algo puñeteras (como la cueva de los furgol) que me costó la vida de completar pues la gente moría mucho antes de conseguir el objetivo. Por lo que sea mis peripecias con la alianza tomaron un nuevo rumbo, un Brujo Humano, otro personaje que me hizo enamorarme más del videojuego por lo que viví con él. Recuerdo que los comienzos no me motivaron demasiado, la zona inicial no distaba mucho de cualquier otro entorno real, con sus campos, huertos, arbolada y caminos. La quest del diablillo tuve que leer y releer para entenderla, no se por qué, y recuerdo que al final tuve que montar grupo porque había que matar un élite o un enemigo de mayor nivel al mío, no recuerdo ahora. Por aquellos entonces los jugadores de nivel alto se acercaban a las zonas iniciales para reclutar o pedir firmas (no como ahora con el dichoso y molesto addon) y uno de ellos, sin venir a cuento, quiso hacerme de guía (sin pedir nada a cambio). Le comenté que esta zona no me llamaba mucho la atención y todo lo que viví en Teldrassil. Él me dijo que me esperara a ver la ciudad de los humanos, que eso era grandioso. Por el camino me explicó varias cosas que ahora mismo no recuerdo con detalle pero sí recuerdo el momento exacto en el que me dijo: eso de ahí es Stormwind. Cuando vi aquella inmensa puerta, el puente enorme, las estatuas que adornaban la entrada y una muralla que parecía acordonar toda una enorme ciudad.... flipé mucho. Aquello era brutal, impresionante, magnífico. Es uno de esos recuerdos que me llevaré a la tumba. Tardé varios días en recorrer la ciudad, en aprender donde estaba cada sitio, sobre todo el maestro de clase (que no veas para encontrarlo jajaja), ¡aluciné viendo el poste para grifos!. Recuerdo que con el paso del tiempo descubría más y más cosas de la ciudad, puertas que no había visto, subterráneos o cosas así. De hecho yo creo que a día de hoy seguro que hay algún rincón que no haya descubierto, fijo jajaja. Más tarde me fui hacia Westfall, un mapa que siempre recordaré por lo !@#$do que era. Creo que es el mapa donde más veces he muerto en toda mi vida de jugador de mmorpg. El de antes, claro, no el de ahora. Era muy fácil de linkar, los enemigos ya suponían un poco más de reto para el jugador y además el mapa tenía una mazmorra que acceder a ella era ya de por sí complicado. Recuerdo cómo tardé en pillar mi primer punto de vuelo (conectado) y hablar con un montón de gente en Sentinel Hill. También me acuerdo de la primera vez que fui a Deadmines, toda una odisea pasar con tanto bandido, algunos hasta nos perdimos de camino a la entrada de la mazmorra porque el que iba primero se conocía todo al milímetro e iba con más nivel. Más de uno pereció en el camino por los puñeteros bandidos jajaja. Una vez dentro varios del grupo -yo incluido- flipamos tras ver a un compañero con un fulgor rojo en la espada. Era un encantamiento que hacía que el arma causara más daño. Resulta que el chico tenía componentes para poner el encantamiento a todos y, como no, todos quisimos "brillar con luz propia". En aquella época daba igual si el mago, brujo o priest llevara un hechizo así, de melee. Al fin y al cabo el pool de maná era limitado y la mayoría de veces acababas matando a los enemigos a bastonazos y eso ayudaba. Salímos todos muy contentos de allí aunque no recuerdo si terminamos la mazmorra porque por aquellos entonces mínimo una hora te tirabas completándola. Ese mismo encantamiento lo sigo conservando en ese personaje, que dejé aparcado en Redridge Mountains. No quise subirlo nunca y todavía conservo todo lo que poseía en su día (salvo lo que ya no existe), incluido el bastón con fulgor rojo. Durante todo mi camino hasta el nivel 20 poco disfruté muchísimo de la compañía de los demás jugadores. Todos nos ayudábamos, todos compartíamos, mi teclado echaba humo de tanto hablar tanto en grupo, por /say o general. Solucionábamos dudas tanto de los demás como a quien nos preguntara y los grupos se formaban casi cada minuto de juego. Por cosas del destino (quizás por lo "bonito" que eran los paisajes de la zona humana) aparqué a mi brujo y continué con un mago undead (que fue mi main hasta mediados de WOTLK). Elegí mago porque me molaba zurrar a distancia y undead porque la zona de inicio era lúgrube, me llamaba mucho la atención. Realmente no disfruté tanto de aquél mapa aunque sí guardo muy buenos recuerdos como esos ojos que se iluminaban tras los setos, la cueva de las arañas (no veas los que morían en la entrada jajaja, ahora no son ni hostiles), el escenario decrépito en general y los enemigos escarlata. Recuerdo pasar muuuuchas horas en Brill contando batallitas, hablando de lo lejos que quedaba tener la montura o tirarme horas (sí, horas) buceando por Brightwater Lake en Tirisfal Glades solo porque los undead tenían la racial de poder estar en el agua más tiempo (no se qué quería conseguir con ello xD). El mago me costó dominarlo algo más, no se por qué. Tenía multitud de hechizos como el dampen magic, aquél que revelaba los bufos que tenían activos los enemigos (y que quitaron con cierto parche) o la mage armor, que no se por qué no llegué a entenderla del todo bien hasta pasado un tiempo. Recuerdo que todos me decían "cuando seas nivel ¿12? y tengas Blink verás qué pasada y qué útil es, es otro mundo"... ¡pues no me salvó el cuello veces ni nada esa habilidad! En Silverpine Forest la cosa se complicaba conforme avanzabas. Los magos tocaban mucho las narices, el Son of Arugal -por no llamarlo de otra manera- aparecía cuando menos te lo esperabas y te hacía tras tras por detrás en cero coma. El mapa estaba siempre repleto de grupos para Isle of Fenris o Pyrewood Village y las estrategias para internarse en ambos escenarios se sucedían a cada minuto, la mayoría sin éxito por el poco dps y rápido respawn. Tampoco ayudaba que en cada esquina nos asaltara un enemigo élite o no y nos hiciera dar al traste con todos los planes. Horas de diversión, de risas, de tirar el teclado por la ventana y de aprender técnicas mejores que me ayudarían en el futuro. Como no, no podía faltar (en mitad de todo esto) echar un vistazo al monasterio escarlata y circundantes para comprobar de primera mano que un paso en falso y te ibas al garete en cero coma. Menudas leches repartían allí los enemigos -calavera- y menudas tanganas se formaban en la piedra de invocación, a veces repletas de alianzas esperando a que el AFK de turno aceptara el sumon, puesto que entrar a las mazmorras también tenía su aquél. Más de uno vi cómo quería completar una de las misiones que se hacían a la izquierda de la piedra de invocación yendo a la derecha y terminar muerto jajaja. Las experiencias con mi mago no terminaron ahí puesto que continué con él hasta WOTLK como dije pero evidentemente, todo lo demás, ya impresionaba menos pues ya iba algo curtido. No obstante toda mi experiencia restante no está exenta de momentos épicos, como la pre de Onixya, obtener mis primeros portales, poder comprarme mi montura esquelética, mis primeras -y emocionantes- AV, el PvP porque sí etc... Para continuar un poco, nada más, con el mago, tan solo diré dos palabras: Hillsbrad Foothills. Allí se liaban unas pardas de narices. Las leches entre jugadores iban y venían, casi nunca se podía questear y cuando no era en un poblado era en otro. Llamábamos a los de más nivel, la alianza a los más crecidos de su bando, todos recibíamos galletas en cada poro de nuestra piel y al final la mayoría dejábamos de hacer misiones para unirnos -durante horas- en una contienda brutal entre bandos. Eso sí, a veces querías huir de ellas pero no podías y te frustrabas porque tú solo querías hacer misiones. Classic, te hecho de menos por aquellos momentos que me ofreciste, por la increíble comunidad que allí habitaba, siempre dispuesta a echarte una mano, a enseñarte técnicas para manejar a tu personaje o para decirte donde se completaba cierta quest. Los grupos, las estrategias que planeábamos contra toda una horda de enemigos sin apenas habilidades de combate, por el chat de zona, por esos encantamientos que a día de hoy serías clasificado de inútil cuando antes sí tenían utilidad, por el mero hecho de cagar feliz por haber completado POR FIN la isla de Fenris o terminar las misiones de Pyrewood Village. Ahora jugamos en un mundo vacío donde la única población está en las ciudades (dos o tres contadas entre ambas facciones), en el aire o faseada en uno de los múltiples mapas que cada uno pueda tener. Ya apenas hay PvP outdoor (y eso que no me gusta), no hay compañerismo, no hay ganas de dormir sabiendo que has completado una tarea dura ni tampoco merece subirse las profesiones conforme a nuestro nivel porque de una patada te sale un item mejor. No se valora nada nuestros esfuerzos, no se incentiva al jugador en ninguno de los aspectos ni tampoco se forman amistades como las de antaño. Ahora reina el egoísmo, el aparecer lo más alto en las clasificaciones y el ser una diva del teclado si eres de los primeros en derrotar un jefe (aunque por dentro estás podrido). Classic, I miss you.Vanadiel32 26 oct
World of Warcraft was first announced by Blizzard at the ECTS trade show in September 2001.[43] Released in 2004, development of the game took roughly 4–5 years, including extensive testing. The 3D graphics in World of Warcraft use elements of the proprietary graphics engine originally used in Warcraft III.[43] The game was designed to be an open environment where players are allowed to do what they please.[44] Quests are optional and were designed to help guide players, allow character development, and to spread characters across different zones to try to avoid what developers called player collision.[45] The game interface allows players to customize appearance and controls, and to install add-ons and other modifications.[46]
World of Warcraft runs natively on both Macintosh and Windows platforms. Boxed copies of the game use a hybrid CD to install the game, eliminating the need for separate Mac and Windows retail products. The game allows all users to play together, regardless of their operating system. Although there is no official version for any other platform, support for World of Warcraft is present in Windows API implementations Wine and CrossOver allowing the game to be played under Linux and FreeBSD.[47] In addition, the Windows client allows for direct OpenGL rendering in Wine, making performance on Unix-like platforms comparable to the native performance seen on Windows.[48] While a native Linux client is neither released nor announced by Blizzard, in January 2011 IT journalist Michael Larabel indicated in a Phoronix article that an internal Linux client might exist but is not released due to the non-standardization of the Linux distro ecosystem.[49]
En julio de 2009 se anunció que la película sería dirigida por Sam Raimi, conocido director de la franquicia Spider-Man.67​ En octubre de 2009 se anunció que Robert Rodat, guionista de Saving Private Ryan, sería el guionista de la película.68​ Finalmente, por otros compromisos, Raimi se desligó del proyecto y le reemplazó Duncan Jones como director, cambiando el enfoque de la película para mostrar ambos puntos de vista, el de la Alianza y el de la Horda.69​ El rodaje inició en Vancouver a principios de 2014 y la película se estrenó en todo el mundo en junio de 2016, conociéndose en Latinoamérica con el nombre de Warcraft: El Origen.69​
Questing was described as an integral part of the game, often being used to continue a storyline or lead the player through the game.[21] The high number of quests in each location was popular, as well as the rewards for completing them.[10] It was felt that the range of quests removed the need for a player to "grind", or carry out repetitive tasks, to advance their character.[20] Quests also require players to explore every section of the game world, potentially causing problems for social gamers or roleplayers seeking somewhere quiet.[21] Quests that required the player to collect items from the corpses of creatures they had killed were also unpopular; the low "drop rate", or chance of finding the items, makes them feel repetitive as a high number of creatures need to be killed to complete the quest.[20] A large number of new players in a particular area meant that there were often no creatures to kill,[21] or that players would have to wait and take turns to kill a particular creature to complete a quest.[10] Some critics mentioned that the lack of quests that required players to group up made the game feel as if it were designed for solo play.[83] Others complained that some dungeon or instanced group quests were not friendly to new players, and could take several hours to complete.[20] Upon release, a small number of quests had software bugs that made them impossible to complete.[10]
As characters become more developed, they gain various talents and skills, requiring the player to further define the abilities of that character.[15] Characters can choose two primary professions that can focus on producing items, such as tailoring, blacksmithing or jewelcrafting or on gathering from resource nodes, such as skinning or mining. Characters can learn all four secondary skills: archeology, cooking, fishing and first aid.[16][17] Characters may form and join guilds, allowing characters within the guild access to the guild's chat channel, the guild name and optionally allowing other features, including a guild tabard, guild bank, guild repairs, and dues.[18]
World of Warcraft requires a subscription to allow continued play, with options to pay in one-month, three-month, or six-month blocks, and time cards of varying lengths available from retailers, or purchasing a "WoW Token" in-game.[35][36] Expansion packs are available online and from retailers. As the game client is the same regardless of the version of World of Warcraft the user owns, the option to purchase expansions online was added as it allows for a quick upgrade. World of Warcraft is also available as a free Starter Edition, which is free to play for an unlimited amount of time. Starter Edition characters are unable to gain experience after reaching level 20, and there are other restrictions in effect for Starter Edition accounts, including the inability to trade, use mail, use Auction House, use public chat channels, join guilds or amass more than ten gold.[37]

29 oct Las razas son importantes? Buenas a todos, quería preguntaros una simple duda. Me gustaría hacerme un mago para la classic y que fuera humano. He leído que los humanos tienen espíritu como mejora racial pero los gnomos tienen intelecto como mejora racial cosa que para un mago es mejor. Mi duda es si quiero estar por encima del resto, estoy obligado a cogerme un gnomo para marcar la pequeña diferencia o la diferencia es tan poca que no es importante. Es que todos sabemos que en bfa apenas es importante pero en classic me temo que seguro que tenía mucha más importancia, pero eso de ser el super enano del grupo y que mi equipo se veo diminuto no me hace mucha gracia jaja. Saludos y que ganas de classic!Iranth6	29 oct

The great desert fortress of Ahn'Qiraj, long sealed behind the Scarab Wall, was home to the insectoid qiraji, a savage race that had once mounted an assault to devastate the continent of Kalimdor. But something far more sinister lurked behind Ahn'Qiraj's walls: the Old God C'Thun, an ancient entity whose pervasive evil had suffused Azeroth since time immemorial. As C'Thun incited the qiraji to frenzy, both the Alliance and Horde prepared for a massive war effort. A mixed force of Alliance and Horde soldiers, dubbed the Might of Kalimdor, opened the gates of Ahn'Qiraj under the command of the orc Varok Saurfang. The heroes laid siege to the ruins and temples of Ahn'Qiraj and vanquished C'Thun.
World of Warcraft ganó varios premios tras su lanzamiento, incluyendo Selecciones de Editores (Editor's Choice awards).15​42​ Además, ganó varios premios anuales de medios, siendo descrito como el mejor videojuego de rol y MMORPG.44​ Los gráficos y el sonido también recibieron mención en los premios anuales, sobre todo el estilo de dibujos animados45​ y el sonido en general.46​ El juego recibió el premio al mejor producto de entretenimiento para Mac OS X en los premios Apple Design en 2005.47​ finalmente, World of Warcraft fue reconocido en los premios Spike TV de 2005 como el mejor juego de PC, mejor juego multijugador, mejor RPG y juego más adictivo.48​ En 2008, World of Warcraft fue honrado (junto con Neverwinter Nights y EverQuest) en la quincuagésimo novena edición de los premios Emmy de la tecnología e ingeniería por su avance en juegos MMORPG.49​ Game Informer situó a World of Warcraft como el undécimo en su lista de los mejores dos cientos juegos de todos los tiempos.50​ La expansión Wrath of the Lich King recibió el premio al Mejor Videojuego en la categoría de empresas otorgado por el certamen imagina en su edición del año 2009.51​
World of Warcraft funciona de forma nativa tanto en ordenadores Macintosh de Apple como en Windows. El juego en caja usa un CD híbrido para instalarlo. Los jugadores pueden jugar juntos sin importar el sistema operativo. No existe ninguna versión oficial para ningún otro sistema operativo aunque puede ser jugado en GNU/Linux o FreeBSD mediante Wine.
Los idiomas son un sistema implementado por Blizzard para evitar que los jugadores de las facciones contrarias se comuniquen entre sí, con vistas a prevenir guerras de descalificaciones o insultos entre facciones por los chats comunes. Cada facción tiene un idioma comprensible por todas las razas de la facción, y que por tanto es el idioma más utilizado en cada sitio. No obstante, todas las razas tienen idiomas propios que les sirven para comunicarse únicamente con los miembros de su propia raza (salvo humanos y orcos, cuyos idiomas son los idiomas comunes de facción). El idioma que emplea el jugador es seleccionable a través de su interfaz. Si un jugador al comunicarse emplea un idioma que su interlocutor no puede comprender, el interlocutor no verá el texto introducido por el hablante sino una frase incomprensible en el idioma que el jugador emplea. En todo caso que el hablante no emplee el idioma común o el orco, se verá entre corchetes el nombre del idioma que utiliza.
El clan Lobo Gélido se reúne con los humanos liderados por Llane y Anduin, pero son emboscados por Puño Negro creyendo que es una trampa. Superados en número, los humanos se retiran, y Medivh crea una barrera de energía para protegerlos, pero el hijo de Lothar, Callan, queda separado del resto y es asesinado despiadadamente por Puño Negro. Garona y Khadgar encuentran a un debilitado Medivh, al que llevan de nuevo a Karazhan para que se recupere. Allí, Khadgar observa un aura verde en los ojos de Medivh, enterándose que está infectado con magia vil, por lo que viaja a la ciudad flotante de Dalaran, donde informa la situación a los archimagos del Kirin Tor. Alodi, una maga legendaria, es la verdadera identidad de la sombra que Khadgar vio en Karazhan, y es ella quien le revela que Medivh ha sido poseído por un poderoso demonio. En el campamento orco, Puño Negro asesina a los miembros del clan Lobo Gélido, pero Orgrimm ayuda a Draka a escapar con su hijo, enviándolo corriente abajo de un río en una canasta, mientras ella muere luchando con otro orco, quién quería traer al bebé orco para Gul'Dan. Durotan, hecho prisionero por traidor, es liberado por Orgrimm y reta a Gul´dan a una mak'gora, una sagrada tradición orca donde los combatientes luchan a muerte por el control de la Horda. Durante la pelea, Gul'dan viola las honorables reglas de la mak'gora al usar magia vil para drenar la vida de su oponente, matándolo, pero Durotan, al sacrificar su vida, logra su propósito: que el resto de los orcos junto a Orgrimm que desaprueben a Gul'dan al no tener honor. Este, para evitar la rebelión, influye magia vil en Blackhand y ordena a los orcos atacar a los humanos, que se acercan para atacar el campamento liderados por Llane, quien ha decidido atacar luego de ser engañado por Medivh.
Son asesinos, se especializan en utilizar una gran variedad de armas con las dos manos, aunque el arma icónica de esta clase es la daga. Es una clase clave tanto para el PVE como el PVP por su capacidad de inutilizar a sus contrincantes , cualquiera de sus tres ramas de talentos (Asesinato, sutileza y combate) es compatible para las dos cosas depende de los gustos del jugador. Su rol se basa en énfasis en el sigilo, los venenos y el control. Usa energía como recurso.

Bienvenido al universo virtual definitivo impulsado por la imaginación. Únete a la comunidad de gaming más grande generada por los usuarios y disfruta de miles de juegosdesde juegos inmersivos multijugador y competencias hasta aventuras interactivas donde puedes imaginar cómo sería ser un dinosaurio, un minero en una cantera o un astronauta en una exploración espacial. ¡Aquí podrás ver todos los Gameplays grabados por los Youtubers más famosos!
Es una clase híbrida del juego, se puede definir como un protector que lucha y sana con el poder de la Luz, pero más enfocado al combate. Posee facultades para la lucha cuerpo a cuerpo y algunas para el apoyo a otros jugadores y de sanación, además de poseer un sistema de sellos que proporciona ventajas en la lucha a él mismo. A pesar de que son expertos en la supervivencia, sus ramas de talentos los hacen muy versátiles, al extremo de poder desempeñarse como Tanque (Protección), Healers (Sagrado) o DPS (Reprensión), y una amplia cantidad de armas. Emplean el sistema de maná, combinado con el poder sagrado, que es un tipo de energía que se carga al realizar ciertos ataques, y que sirve para activar otros ataques más poderosos. El poder sagrado tiene tres cargas. Sólo tiene un efecto devastador cuando están las tres cargas completas y usarlo consume las tres cargas, si se tiene dos cargas el daño es superior al normal y una carga es daño regular. Si no se usa, las cargas se van desactivando una por una. Usan armaduras de placas a partir del nivel 40 pero a partir del lvl 50 son maestros en placas. En la Horda los elfos de sangre y taurens pueden beneficiarse de esta clase, mientras que en la Alianza humanos, enanos y draenei pueden ser caballeros de la luz.
×